Derecho Administrativo

Mejoras en la LCSP y Barómetro de la Contratación Pública

Valoración:
5 (2 votos)

Esta entrada corresponde a algunas notas redactadas para mi participación en el reciente I Congreso de Contratación Pública Transformadora, celebrado en Valencia los pasados días 12 y 13 de mayo.

¿Se puede mejorar la Ley de Contratos del Sector Público?

Por supuesto. Probablemente cada uno de ustedes tengan sus propias propuestas o ideas para mejorarla.

En relación con la LCSP es fácil caer en la tentación de quedarse en la queja permanente o de limitarse a reclamar una mejora o una modificación de la LCSP, pero sin concretar qué cuestiones concretas harían más sencillas las cosas y más cercanas a las buenas intenciones de la exposición de motivos de la Ley y de su primer artículo. 

Por esa razón hace ya un par de meses preguntamos, de manera informal a través de Twitter y Linkedin, a la comunidad de la contratación por aquellas cuestiones que podrían mejorar el texto de la Ley. De aquel invento dedicamos una entrada en nuestro blog.

Preguntamos sobre qué cuestiones concretas se podrían implementar para mejorar la LCSP, y además pedimos que las propuestas se concretaran y no se quedaran en las meras generalidades. Por ejemplo, cuando se reclama una mayor simplificación es conveniente señalar en qué y cómo.

Mis propuestas preferidas de mejoras en la Ley de Contratos del Sector Público

Aunque mantengo el compromiso de enlazar aquellas propuestas que entre todos redactamos a hipervínculos que puedan ayudar a generar debate sobre las mismas e incluso depurarlas, de las propuestas de simplificación, me quedo con la que proponía la eliminación del sobre 1 y que la mera presentación de la oferta llevara implícita la declaración responsable. También, con alguna que apuntaba como instrumento de simplificación el potenciar las predeterminaciones en la Ley y que el uso de tales predeterminaciones liberara de su motivación. Un ejemplo válido sería la predeterminación de las fórmulas según qué tipo de contrato.

Al margen de las propuestas orientadas a la simplificación, me quedo con algunas propuestas relativas al desglose de los costes de los precios ofertados, ya como requisito de la oferta o como obligación mínima a la hora de justificar la anormalidad de la oferta.

En lo formal la LCSP es manifiestamente mejorable. Valga un apunte que dice mucho de la calidad del texto normativo. Uno de los indicadores de claridad de un texto es el del número de palabras por oración, el uso de oraciones largas hace más compleja la comprensión de los textos. La media de palabras por oración del Código Civil es de 28,7 palabras. La de la LCSP es de 45,5. Vamos, que simplemente añadiendo unas comas y unos puntos en su sitio y ordenando las ideas, la cosa ya mejoraría, al menos su comprensión.

Las Redes Sociales

Las redes sociales son un instrumento útil en relación con la profesionalización de los agentes de la compra pública. En contratación hay una comunidad estable y muy activa a la que le hemos dedicado un par de entradas; una dedicada a los perfiles que en Linkedin comentan y dan noticia de las resoluciones de los Tribunales de Contratación, y otra dedicada a los perfiles en Twitter que constituyen como digo una comunidad muy activa de la compra pública.

La Encuesta

Hace un par de años Rafa Camacho, Guillermo Yáñez y servidor, conscientes de la insuficiencia y la falta de calidad en los datos y del alto nivel de participación que siempre ha mostrado en las redes la comunidad de la contratación pública en nuestro país, preparamos una encuesta orientada a preguntar a todos los agentes de la contratación. Aquella iniciativa quedó en el tintero por diversas circunstancias, por lo que pasado el tiempo y sus inclemencias decidimos ponerla en marcha.

Así, con el respaldo de @novagob tratamos de saber la realidad de la contratación pública en España, para ello hemos creado una web: https://barometrocontratacionpublica.es/

Aquí algunos porqués de esta encuesta:

  1. porque los datos de la contratación que se pueden extraer de la plataforma son insuficientes y de baja calidad;
  2. porque tampoco se puede decir que se haya puesto mucho empeño en mejorar los datos de la contratación y las fuentes que los pueden completar y asegurar su calidad;
  3. porque son quienes tienen que lidiar con la contratación pública y con la #LCSP quienes pueden darnos una imagen aproximada del estado real de nuestra compra pública;
  4. porque queremos demostrar que con pocos recursos se puede tomar la iniciativa y mejorar nuestra contratación. No es necesario sino un poco de iniciativa e imaginación. Saber más y mejor permite tomar mejores decisiones y tomar un rumbo correcto. Y además
  5. porque la participación y colaboración de todos los agentes de la compra pública además de facilitar información hasta ahora desconocida, permite crear comunidad. Gracias a tod@s l@s que están empujando con su participación y difusión está iniciativa.

Los poderes públicos

Naturalmente, esta iniciativa, que no deja de ser una idea simple y que si somos capaces de mantener periódicamente nos dará una imagen cercana a la realidad de nuestra contratación y su evolución, debería haberse propiciado desde los poderes públicos.

Pensamos, sinceramente, que si bien la digitalización de nuestras compras ha resultado ser un hito histórico, solo hemos sido capaces de aprovecharlo en una pequeña parte. La propia OIRESCON1La Oficina Independiente de Regulación y Supervisión de la Contratación en cada uno de sus informes no pierde ocasión para quejarse de la falta de la insuficiencia y calidad de los datos.

Con poco se puede hacer mucho y no todo puede achacarse a la falta de medios. En el colegio nos decían “Si tu espada es corta, avanza un paso”, pues eso, los medios no lo son todo, no podemos quedarnos en la queja melancólica.

La iniciativa y la creatividad pueden suplir en gran medida la falta de medios. Jaime Gómez-Obregón (@JaimeObregon), a través de su iniciativa financiada por ciudadanos de a pie, día sí y día también pone sobre la mesa la insuficiencia de los datos sobre la contratación, su falta de calidad y el desinterés de las autoridades competentes en su mejora. Por ejemplo, ¿de qué sirve promover y extender desde las propias instituciones públicas el uso de las DACI (Declaración de ausencia de conflicto de interés) si ellas mismas no impulsan los mecanismos que permiten su comprobación, por ejemplo, abriendo los datos del Registro Mercantil?

¿Te ha gustado el artículo?
* Por favor, Vota con las estrellitas que están al comienzo

Notas[+]

Notas
1 La Oficina Independiente de Regulación y Supervisión de la Contratación

¿Te ha gustado el artículo?
* Por favor, Vota con las estrellitas que están al comienzo